Pisando Malasia

Los últimos días en Indonesia fueron pura relajación. No hicimos mucho más que estar tirados en la hamaca paraguaya en la casa de Tomás rodeados de terrazas de arroz , comer, tomar mucho te helado  y hablar sobre mal de amores.  El barrio era completamente laberintico, súper tranquilo, pero al tener la universidad cerca había una atmosfera muy linda y gente joven. A esto se le suma que estaba rodeado de un VERDE intenso.

Pasar de Indonesia a Malasia fue un poco como volver a pisar la civilización (aunque suene muy fuerte). Se terminó el azar: adivinar y pelear el precio de la comida, los medios de transporte, pelear a cada segundo para que no te cobren de más…hacer dedo y pasar situaciones bizarras (aunque nunca llegamos al extremo de terminar en la comisaria por “terroristas” como les paso a otros…).

Kuala Lumpur nos recibió a puro amor y estuvimos una semana viviendo en un edificio a las afueras que se merece un capítulo aparte: arriba de una colina, con un aire de grandeza y decadencia que me hizo acordar al Grand Budapest Hotel de Wes Anderson. Desde el balcón podíamos ver saltar a los monos de rama en rama. Allá nos recibieron dos chicos de Bangladesh, que ahora son los culpables de que quiera sumar un país más a mi lista interminable de lugares que quiero visitar.

La vista desde nuestro balcón
La vista desde nuestro balcón
Subiendo la colina para llegar a casa..
Subiendo la colina para llegar a casa..

Fue en esta casa también que se nos cruzó en el camino uno de esos personajes que nunca está de más conocer. Un yanqui  de unos 45 años, homeless (por elección) y también un poco -mucho- raro…pero no por eso menos interesante, que nos inició en la búsqueda de comida gratis (vegetariana y riquísima!) alrededor de la ciudad. Creo que esto fue un camino de ida que no vamos a poder dejar…

Contra todas nuestras expectativas, por ser un país musulmán, pasamos una navidad muy divertida! Las calles se llenaron de gente festejando, haciendo cuenta regresiva y hasta guerra de espuma.

Por último, y no menos importante, Kuala Lumpur me inicio en la adicción al Roti Pisang (especie de panqueque/pan dulce de banana). Hay un antes y un después en mi vida después de él.

Vagón exclusivo para Wanitas!
Vagón exclusivo para Wanitas!
Prohibido chapar..
Prohibido chapar..

3 4 5 6

Batu Caves
Batu Caves

8

Roti Pisang!!
Roti Pisang!!
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s